El Ayuntamiento de Caldes d’Estrac da un paso más en la digitalización de su zona de aparcamiento regulada con la habilitación de EasyPark, la aplicación más utilizada de Europa y que está presente en 40 ciudades españolas, incluidas Barcelona y su área metropolitana.

El municipio apuesta así por un modelo más digital, más verde y más seguro. A partir de ahora, los conductores que estacionen en la zona de aparcamiento regulado pagarán únicamente por el tiempo exacto que hayan sido estacionados, a través de su propio teléfono, sin necesidad de efectivo y de trasladarse al parquímetro. Podrán iniciar, prolongar y detener el estacionamiento desde su propio móvil, esto también, ayudará a evitar la propagación del SARS-CoV-2.

“Autorizar este servicio es un primer paso para digitalizar los aparcamientos del municipio, y así, desarrollar un modelo mucho más sostenible y autónomo”, afirma el concejal Juan Barón desde la concejalía de Gobernación y Servicios Urbanos.

Como continuación del proyecto de digitalización de la ciudad, el consistorio tiene previsto realizar un estudio para optimizar el número de parquímetros que hay en el municipio y renovar algunos de ellos.

“Es un placer acompañar al Ayuntamiento de Caldes d’Estrac en este proceso hacia la digitalización, hemos puesto toda nuestra experiencia al servicio del municipio con el objetivo de hacer la vida más fácil a los conductores, aumentar su seguridad y mejorar la movilidad urbana “, afirma Jaime Requeijo, director general de EasyPark en España.