Informes recientes afirman que Samsung está convencido de que su próximo Galaxy S8 será muy popular y está anticipando ventas mucho más altas. Por lo tanto, la compañía planea tener 12 millones de unidades listas en el lanzamiento, con 4,7 millones de unidades del smartphone para este mes y 7,8 millones adicionales en Abril.

La mala noticia es que la fecha de lanzamiento original fue aplazada del 21 de Abril a la semana siguiente, el 28 de Abril. Esto fue confirmado por el popular pronosticador Evan Blass, pero no explicó la razón detrás del retraso.

Hay varios rumores. El primero es la disponibilidad del chipset Snapdragon 835, mientras que otro informe dice que Samsung quiere asegurarse de que todo es perfecto y evitar el fiasco del Note 7.

Vía: Nextpowerup