Techland anunció que el DLC de fantasía oscura para Dying Light titulado “Hellraid” se expandirá hoy a través de nuevo contenido gratuito que agrega un nuevo Modo Historia, nuevas áreas, nuevas armas y una serie de mejoras visuales y técnicas a la experiencia del título del género “dungeon-slasher”. La actualización estará disponible para todas las plataformas hoy.

El Modo Historia es una adición rica en narrativa que ve a los jugadores adentrarse en las entrañas infestadas de demonios del Templo de Ba’al para rescatar del cautiverio a Lucius, un mago misterioso y poderoso. El modo presenta tres nuevas misiones, todas disponibles en modo cooperativo, nuevas locaciones y un nuevo y temible enemigo esqueleto con escudo, que requerirá una nueva estrategia ofensiva por parte de los jugadores.

Para ayudar en su misión, los jugadores podrán empuñar la primera arma a distancia de Hellraid, Justicia Corrupta, un arco ornamentado y poderoso, además de poner sus manos en Quebrantahuesos, un formidable y pesado martillo de dos manos.

El modo historia se ubicará junto al modo Asalto preexistente, al que aún se podrá acceder después de completar el nuevo prólogo narrativo.

Además, la actualización de contenido revisa el sistema de iluminación del juego y agrega sonidos ambientales adicionales que mejoran dramáticamente el tono y la atmósfera del título. La actualización también introduce cambios en las animaciones del juego, funcionalidad mejorada del minimapa, gestión de inventario y más.

Dying Light: Hellraid es un modo de juego completamente nuevo para Dying Light basado en Hellraid, el slasher de fantasía en primera persona de Techland actualmente en pausa de desarrollo. Está disponible para comprar en PC y consolas.